Fomenta la autoestima de tu hijo

Fomenta la autoestima de tu hijo

30/01/2011 El hecho de tener confianza en uno mismo confiere a las personas, tanto niños como adultos, unas actitudes básicas de autoestima, seguridad y empatía que son fundamentales a la hora del crecimiento ético.

En estos primer años de vida, y especialmente entre los 4 y los 6 años, vuestro hijo mostrará una creciente necesidad de cariño y de reconocimiento. El que vosotros estéis ahí para dársela le ayudará a formar una personalidad fuerte y segura que más adelante le facilitará la comunicación, la aparición de actitudes de solidaridad, comprensión, apertura, amistad, tolerancia, en definitiva la capacidad de ESTAR en el mundo, integrado y comprometido.

Pero ¿cómo debemos "estar ahí"? En primer lugar comunicándoos con vuestro hijo. Habladle y decidle que le queréis. No basta con demostrarlo, los niños necesitan oírlo. Es bueno que por las noches le deis un abrazo, repaséis las cosas que os han hecho felices durante el día y le digáis que estáis contentos por tal o por cual cosa. Incluso aunque estéis enfadados no debéis dejar que el día se acabe sin decirle que mamá y papá le quieren. No importa lo que haya hecho porque nada puede cambiar el hecho de que vuestro amor por él es más grande que cualquier fechoría. Seguro que ya le habréis regañado y si hace falta lo volveréis a discutir mañana, pero ahora es el momento de demostrarle que le seguís queriendo. Dormirá más tranquilo y mañana tendrá ganas de demostraros que podéis seguir confiando en él.

Cuando tengáis que regañarle cuidad vuestras palabras. Expresiones inculpatorias del tipo "eres muy malo", "no hay quien te aguante" o incluso insultos como "eres tonto ¿o qué te pasa?" no son nada constructivas. Le hacen fijarse en él y en su imperfección, y no en el error que ha cometido. Es mucho más optimista decirle "lo que has hecho no está bien", o "me estás haciendo perder la paciencia". Son reproches igualmente llamativos pero no centran la acusación en su persona.

Si además le hacéis ver que puede hacerlo bien porque ya lo ha hacho antes, se sentirá capaz de volver a hacerlo. Es importante que perciba que tenéis confianza en él. Pero no os engañéis a vosotros mismos. Debéis tener auténtica confianza en él. Muchas veces en nuestro intento por protegerles no les dejamos crecer. Con 4 años ya son capaces de responsabilizarse de muchas cosas. Confiadle pequeñas tareas que le hagan sentirse mayor. Encargadle que compre el pan mientras esperáis fuera, dejad que escoja él su ropa, animadle a aprender cosas nuevas, dejad que sea él el que le cuente al médico lo que le pasa...

Redación Mujer ver más noticias

0 COMENTARIOS:

Dirección original de este contenido: 

http://mujer.orange.es/familia/cuidados-infantiles/fomenta-autoestima-tu-hijo.html

busca en mujer Orange